9 ene. 2009

Conducir con nieve, hielo o niebla (y con tracción trasera) y cómo poner las cadenas al coche



Conducir sobre nieve no tiene nada que ver con hacerlo sobre asfalto.
Os dejo una recopilación de consejos que conviene tener en cuenta con añadidos extraídos de foros:

Para arrancar el vehículo sobre nieve, y que el coche no patine, es obligatorio acelerar de manera paulatina. Si aun así las ruedas patinan, se debe utilizar una velocidad superior para disminuir la fuerza aplicada a las ruedas y lograr arrastrar el vehículo.


En carretera, es conveniente utilizar las cadenas si no lleva neumáticos de invierno, circulando a no más de 40 km/h. con la marcha más larga posible, manejando con mucha suavidad volante, freno y acelerador para mantener el control.


Es necesario seguir las roderas de otros vehículos si hay demasiada nieve, frenar a pequeños golpes para controlar la dirección, no reducir en subidas o bajadas, y prever con antelación las paradas.


Es importante no tocar el freno cuando se pierda el control del vehículo en una placa de hielo, manteniendo la calma y levantando suavemente el pie del acelerador y dirigiendo el coche únicamente con el volante.


Concentrarse en la circulación de los demás coches puede evitar accidentes motivados por los nervios. Aumente la distancia de seguridad, no haga movimientos bruscos ni acelerones fuertes, sino progresivos y lentos. Para no patinar en una subida, pruebe a combinar varias velocidades, pero que sean superiores a las que utilizaría en seco.


el control quitalo,pero por ejemplo si estas bajando yo lo active y la verdad que corregia mas,pero subiendo quitalo porque enseguida empieza a evitar que patine hasta que se queda parado.

Cuidado con los frenos


Pisar más el freno no implica un mejor control del vehículo. Es importante anticipar la frenada evaluando la distancia de frenado necesaria y alternar la utilización del freno de motor y el pedal del freno. La frenada ha de ser progresiva para que las ruedas no se bloqueen, y no deslicen en el asfalto. En caso de que se produzco el bloqueo o deslizamiento del coche, se ha de soltar el pedal del freno para recuperar la adherencia, y a continuación frenar otra vez de forma progresiva, utilizando simultáneamente el freno de motor.


Especial precaución en las curvas


Antes de entrar en una curva hay que reducir la velocidad cuando aun se circula en una trayectoria en línea recta. Al dar la curva, la acción sobre el volante ha de ser flexible y constante, para evitar que el neumático pierda el contacto y no responda. Una vez en la curva, hay que mantener una velocidad lenta y regular, para que el coche no pierda el equilibrio. En caso de que la parte delantera no dirija el vehículo, hay que recuperar la adherencia reduciendo la velocidad levantando el pie del acelerador o pisando el pedal del freno ligeramente sin bloquear las ruedas. Si el coche culea, hay que acelerar para recobrar el equilibrio, y en ningún caso frenar, ya que esto acentuaría el desequilibrio de la parte trasera.


En primer lugar para arrancar, como bien dicen, kita todas las ayudas electronicas posibles y con mucho tacto empieza a arrancar. Si tienes problemas para salir pon tierra con unas piedrecillas pekeñitas (tamaño uña) por el sitio k te pasara la rueda para arrancar (mas o menos en medio mnetro) y encima de las piedrecillas pon un carton k vaya justo debajo de las ruedas traseras. Los de las piedrecillas y el carton tienen un explic. y es k con el carton la rueda no te patinara y con las piedrecillas el carton no le sacara un ojo al k haya detras.
Para circular, hazlo con mucha suavidad, sobretodo en las curvas. Si a la minima notas k el coche te culea, cortale gas o haras un trompo perfecto. Y otra cosa bien imporetante, cuando cambies de marcha, desembraga con suavidad y aportandole un poco de gas, ya k este sino te acutuara como freno de mano y NI SE TE OCURRA, cambiar de marcha en plena curva. Para frenar hazlo siempre antes de llegar a la curva y si puedes tomala por inercia. Para circular normal yo de ti no pondria ningun control pero si te ves inseguro pon el DTC.
En nieve, el giro continuado de una rueda produce un efecto de fresado que ayuda a que el vehiculo salga hacia delante.
Si llevas un control de traccion conectado, en cuanto la rueda patina el sistema la frena lo cual iría en contra de tus intereses.
Todo esto es si circulas sin cadenas.

En caso de derrapar, no hay que frenar en ningún caso, sino girar con suavidad el volante hacia el mismo lado que se ha dirigido la parte trasera del vehículo.


Si el vehículo se queda atascado en la nieve, hay que balancearlo atrás y adelante repetidamente usando la marcha atrás y la segunda. También puede ser de ayuda llevar una pala para intentar abrir un nuevo camino y un rascador de hielo.


Si el coche está aparcado y queda bajo una capa de nieve, no la retire hasta el momento en el que vaya a moverlo, ya que la capa actúa como aislante ante temperaturas aún más bajas.



Visto en El Mundo

Niebla y hielo
- La prioridad cuando se circula con niebla es ver y ser visto. Utilice la luz de cruce (las 'largas' rebotan en la propia niebla) y el antiniebla trasero, pero apáguelo en cuanto no sea necesario para no cegar al conductor que circula detrás de usted.
- Reduzca la velocidad en puentes, umbrías y proximidades de arroyos, donde es más fácil que encuentre hielo.
- Pise el pedal del freno con mucha suavidad para evitar el bloqueo de las ruedas. Con ABS, pise el freno a fondo.
- Si pierde el control, no frene. Levante suavemente el pie del acelerador e intente controlar el vehículo usando el volante.

Nieve
- Si hay rodadas hechas por otros vehículos, circule por ellas. No lo haga si la capa de nieve es muy alta y corre es riesgo de dañar los bajos del automóvil. Si no existen rodadas, lleva neumáticos adecuados y la nevada es escasa, circule por la nieve virgen, ya que dada su textura terrosa tiene mayor agarre.
- En caso de derrapar, no frene. Gire con suavidad el volante hacia el mismo lado que se ha dirigido la parte trasera del vehículo.
Ruedas de invierno y todo solucionado.
- Si su vehículo se queda atascado en la nieve, balancéelo atrás y adelante repetidamente usando la marcha atrás y la segunda.
- Si su coche está aparcado y queda bajo una capa de nieve, no la quite hasta el momento de moverlo. Esa capa es el mejor aislante frente a temperaturas aún más frías.
- Si se prevé una nevada copiosa, levante la antena al máximo y átele algo vistoso para facilitar la localización del vehículo (absténgase de hacerlo si su coche tiene antena eléctrica telescópica).

Trucos
- Reposte con frecuencia. Con el depósito lleno su coche ganará en estabilidad y adherencia. Y en caso de quedarse inmovilizado, dispondrá de calefacción durante más tiempo.
- Pase una patata cortada por el parabrisas (interior y exterior). Por fuera, repelerá el agua; y, por dentro, evitará que el cristal se empañe.
- Un poco de anticongelante o lavavajillas en el agua del limpiaparabrisas mejorará bastante la limpieza del cristal y, con ello, la visibilidad.
- No utilice agua caliente contra un parabrisas helado, podría romper el cristal. Use anticongelante o alcohol.
- Una jeringuilla y alcohol mezclado con lavavajillas pueden descongelar rápidamente una cerradura helada.
- Un paño con alcohol también le servirá para evitar que los 'limpia' arrastren por el cristal la grasa que salpican los coches.
- Los limpiaparabrisas se vuelven flexibles con un algodón empapado en bebida de cola.
- Para que el hielo no deje pegados los limpiaparabrisas al cristal, cuando aparque, vuélvalos y apoye la parte metálica.

Visto en consumer.es

¿Y si mi vehículo es tracción trasera?
La tracción trasera transmite mejor la potencia al asfalto, ya que cuando aceleramos, el peso se transmite al eje trasero, descargando casi en su totalidad el eje delantero. A favor de los tracción trasera, hay que decir que han avanzado mucho con los controles electrónicos de tracción, estabilidad etc etc, pero que a mi parecer no son todavía suficientes para una conducción segura en mojado. Si te compras un tracción trasera sin saber conducirlo y no se te da por hacer rally, no tendrás ningún problema.
Sobreviraje: se produce cuando el tren trasero tiene menos agarre que el tren delantero, esto es debido por acelerar demasiado antes de tiempo o por frenar en exceso, ya que al frenar cargamos todo el peso en el tren delantero.

Alguna otra vez crucé con nieve tramos más pequeños con tracción trasera y salvo al arrancar no hay problema siempre que conduzcas con mucha cautela. Como ya sabrás, para arrancar procura usar segunda y si es automático ponlo en secuencial y bloquéalo en segunda o incluso tercera.

- Si derrapa, levante el pie del acelerador, especialmente si tiene un vehículo con tracción trasera, y gire el volante hacia la dirección a la que se ha desplazado la parte trasera del coche, tocando un poco el freno. Si se queda sin frenos, diríjase a una zona de nieve profunda y gire la dirección.
- Si la tracción es trasera y acelera demasiado fuerte se producirá un sobreviraje: en este caso será la zaga la que derive más de lo deseado empujando al coche a describir un arco más cerrado del que debiera.
- El descenso de los puertos es donde la tracción trasera tiene sus ventajas. Si utilizamos marchas cortas, las ruedas traseras "tirarán" del resto del vehiculo y lo mantienen recto.
Las diesel pueden salir, en condiciones normales de adeherencia, incluso en segunda sin ningún problema.
En situación de salida y en primera, ten el freno de mano echado.
Cuando quieras ponerte en movimiento, suelta embrague hasta el punto que notes una ligera vibración del motor (como casi estuviese a punto e calarse) en ese momento, pisa el acelerador hasta que justo la furgo se vuelva a quedar como si estuviera al ralentí, ni mas ni menos.
Suelta el freno de mano, notaras que la furgo casi no se mueve, termina de soltar el embrague, ojo!
Manteniendo solo el puntito de acelerador que le habias dado!
Incluso deja de darle gas, la furgo traccionará hasta en una pista e patinaje sobre hielo, si las ruedas están en buenas condiciones.
Cambia a segunda sin acelerar. La furgo irá de maravilla y llegarás a todas partes sin tener que usar freno.
Si se acelera mas de la cuenta, pisa el freno, pero con el mismo tacto que pisaste el acelerador para slir, hasta que la furgo mantenga o empiece a perder velocidad, en ese momentoreduce.
Obviamente esto solo es una regla general, luego dependemos del estado de nuestro motor, tracción, embrague, ruedas, clima, pavimento, sensatez, etc, etc, etc.

Sobre las marchas:
Subiendo, siempre la marcha mas larga que puedas. Para transmitir el mínimo par posible a las ruedas y asi evitar que derrapen.
Bajando, la mas corta posible (sin obstaculizar el tráfico claro :)) para que el motor ejerza de freno.
Frenadas:
Subiendo debes de dosificar el acelerador de tal manera que no tengas que frenar en toda la subida, a no ser que se te anteponga un obstáculo que no puedas evitar. Cuando te acercas a una curva sueltas el acelerador con tiempo para reducir hasta la velocidad que veas adecuada para coger la curva y sales de la curva con una velocidad constante. En recta puedes volver a aumentar la velocidad suavemente.
Bajando, como utilizamos marchas cortas, la furgo irá frenada continuamente, pero puede "dispararse" si la pendiente es muy pronunciada. Entonces tienes que frenar con mucho tacto mucho antes de la curva. En las bajadas hay que tener cuidado con las reducciónes de marcha. Si tardas mucho en cambiar, la furgo se puede "acelerar" mientras tienes el embrague pisado y cuando sueltes el embrage las ruedas empezaran a derrapar. Por eso las reducciones deben hacerse con mucho tacto. Se debe frenar bastante antes de reducir e incluso mientras cambias la marcha para evitar que se enbale la furgo.



Especificidades de los neumáticos de invierno
En caso de temporal de agua o nieve la circulación se complica incluso en el interior de las zonas urbanas. En estos casos, calzar los neumáticos para el invierno es un gesto elemental para la seguridad de todos. Y es que cuando el termómetro desciende por debajo de los 7°C, los neumáticos de verano pierden fiabilidad; la goma -más dura a baja temperatura- se torna menos adherente, lo que se traduce principalmente en un alargamiento de la distancia de frenado sobre suelos húmedos o mojados.
Las pruebas efectuadas sobre carretera nevada demuestran que a 50 km/h la distancia de frenado con un neumático de verano de tamaño estándar (195/65/15) es de 63 m frente a los 40 que requiere un neumático de invierno. A 80 km/h, la distancia con un neumático de verano es de 108 m frente a los 67 con uno de invierno. La diferencia se hace aún mayor cuando se trata de un 4x4, de los que sería ilusorio pensar que se adaptan mejor a los pisos mojados. Aunque es evidente que la motricidad de un 4x4 es superior a la de una berlina tradicional (la tracción se efectúa sobre cuatro ruedas en lugar de dos), la frenada resulta prácticamente idéntica. Teniendo en cuenta la potencia y el peso de estos vehículos, resulta obligado calzarlos con neumáticos de invierno para acortar la distancia de frenado.
Los neumáticos de invierno actuales poco tienen que ver con los de hace décadas. Los de hoy están concebidos para que soporten más fácilmente las bajas temperaturas y para que se adhieran mejor a carreteras húmedas, nevadas o con placas de hielo. Los neumáticos están provistos de una estructura de finos sipes* (5 veces más numerosos que en un neumático de verano) que garantiza un mejor agarre al asfalto y de un dibujo direccional que ayuda a evacuar el agua.
A fin de aumentar el agarre, la goma, más blanda y elástica, se calienta más rápidamente al rodar. Estos neumáticos deben inflarse 0,2 bares más que los de verano y montarse imperativamente en los dos ejes (si se hiciera sólo en uno el coche quedaría desequilibrado por la diferencia de agarre). Hoy día además, estos neumáticos están disponibles en cualquier tamaño. Otro detalle importante: aunque pensados para el invierno, estos neumáticos siguen siendo muy eficaces también sobre piso seco. De esta forma, el neumático podrá acabar su vida como un neumático normal. Algo que rentabiliza sin duda la inversión inicial.

Visto en viamichelin.com

Enlace a una buena explicación sobre los neumáticos de invierno y su eficacia.

Cómo poner las cadenas al coche

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Muchas gracias por el aporte. Te lo has currado.

Carlos dijo...

Muchas gracias por el comentario, un saludo vecino.